Revista de Salud Ocular Comunitaria. Publicado 22 octubre 2018.

Celebramos 30 años y 100 ediciones

Elmien Wolvaardt Ellison Redactora de la edición en inglés.
Salud Ocular Comunitaria Revista
Contenido relacionado
100 editions cover collage

La Revista Salud Ocular Comunitaria fue fundada en 1988 para satisfacer las necesidades de los profesio- nales de la salud ocular en todo el mundo. Treinta años y 100 ediciones después, nuestros lectores continúan siendo nuestro enfoque principal. La edición acá mencionada hace referencia a la revista inglesa Community Eye Health Journal.

La ceguera, la discapacidad visual y las enfermedades oculares afectan a personas de todo el mundo. Sin embargo, no todos corren el mismo riesgo; incluso en los países más ricos, siempre son los pobres quienes sufren más.

La historia de la Revista de Salud Ocular Comunitaria está profundamente vinculada a la de la salud ocular mundial. Somos la única publicación creada específicamente para los profesionales de la salud ocular en países de ingreso bajo y mediano, y estamos aquí desde 1988.

Opinamos que este hito histórico es una excelente ocasión para reflexionar sobre la historia mundial de la salud ocular. En las páginas siguientes, nuestros colaboradores analizan los logros de los últimos 30 años y los muchos retos que se avecinan.

Pero primero queremos enfocar nuestra atención en ustedes: nuestros lectores. Su labor diaria es una parte esencial de los esfuerzos globales para reducir la ceguera prevenible y la discapacidad visual, así como del cuidado de aquellas personas cuya visión no se puede mejorar. Todo lo que ustedes hacen es para ayudar a acabar con el sufrimiento innecesario de las personas que no pueden ver bien, que sufren o que piensan que nadie se preocupa por ellas.

Y ustedes no están solos. Miles, e incluso millones, de personas en todo el mundo también están ayudando a mejorar la salud ocular de las personas. Ellos tratan a pacientes, realizan investigaciones, hacen el mantenimiento de equipos, llevan la contabilidad, trabajan para la Organización Mundial de la Salud, reúnen fondos o limpian los quirófanos. Todos forman parte de este equipo.

Es un privilegio compartir con ustedes nuestra edición número 100. Gracias por todo lo que hacen, ¡y esperamos que continúen colaborando!