Revista de Salud Ocular Comunitaria. Publicado 26 agosto 2016.

Una perspectiva del “sistema de salud” en la ampliación de los servicios quirúrgicos de cataratas

Foto cortesía de Divino Niño Jesus, Lima, Peru
Contenido relacionado

Tazeem Bhatia

Departamento de Especialidades en Salud Pública: Grupo de Discapacidad y Salud Ocular, Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres, Londres, R.U. E-mail: tazeem.bhatia@lshtm.ac.uk


¿Qué se necesita para realizar una sola operación de catarata?

Si queremos establecer un programa de cirugía de catarata, podríamos pensar primero en la necesidad de un cirujano entrenado, equipo adecuado y personal de apoyo capacitado. Pero también hay que hacer preguntas como:

• ¿Dónde se harían las operaciones? La instalación necesitaría una fuente fiable de electricidad y agua.

• ¿Cómo se financiará el programa y quién va a pagar por el personal, el equipo y los consumibles?

• ¿Cómo podremos garantizar que el personal tenga las calificaciones y conocimientos adecuados?

• ¿Cómo se adquirirán los equipos, consumibles y dónde se guardarán o mantendrán?

• ¿Cómo podremos garantizar que las personas acudirán al centro para realizarse la cirugía?

Aunque la cirugía de catarata es una intervención sencilla; el establecimiento de un programa eficaz requiere una infraestructura más amplia y un sistema de apoyo, esto se conoce como sistema de salud ocular. En esencia, se requiere mucho más que un cirujano para realizar la operación de catarata, por este motivo el fortalecimiento de una infraestructura más amplia es la clave para aumentar la disponibilidad y utilización de los centros quirúrgicos de catarata.

¿Cómo se relaciona esto con los servicios quirúrgicos de catarata?

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), un sistema de salud está integrado por seis elementos básicos que no están separados, sino que se relacionan entre sí (véase la Figura 1). Estos elementos se pueden utilizar como marco para la comprensión de un sistema de salud ocular y para definir las áreas prioritarias que hay que seguir desarrollando.

Capture_Article 4

Si analizamos un programa de cirugía de catarata utilizando los seis elementos, ¿cómo se vería? Los siguientes son ejemplos de los problemas y soluciones que podrían ser identificados mediante el uso de la estructura de los seis elementos básicos.

1. La gobernabilidad nos dice cómo se toman las decisiones. No solo se trata de quien las toma, sino también de cuánta influencia tienen la comunidad, los pacientes y el personal del centro oftalmológico en el hacer de este servicio de cataratas una experiencia positiva y relevante para ellos. Un programa eficaz depende de la participación activa y la colaboración de todas estas personas.

2. Financiación de la salud. Es importante conocer los costos del programa de cirugía de cataratas y cuántos ingresos genera. ¿Cuál es el déficit? ¿Cuáles son las fuentes alternativas de financiación? Las revisiones mensuales y trimestrales regulares nos permiten predecir cuándo puede haber desajustes en la financiación y así poder recaudar fondos adicionales o promover el plan de servicios en forma diferente para evitar interrupciones.

3. Personal sanitario. ¿Hay suficiente personal capacitado? Si no es así, ¿esto se debe a que no hay suficiente personal entrenado a nivel nacional o porque hay una distribución desigual del personal en todo el país o la región? Las soluciones podrían estar en que el centro capacite al personal existente o promover a nivel nacional la formación y acreditación de este personal.

4. Los productos médicos. Los productos médicos constituyen un gran porcentaje del costo de los servicios para los pacientes. El precio es la principal barrera para muchas personas, por lo tanto es importante encontrar las formas de reducir estos gastos. Los medicamentos pueden conseguirse a través de un proceso de adquisición nacional o ser comprados al por mayor por un grupo de hospitales que trabajen juntos, lo cual conduce a disminuir los costos.

5. Información e investigación. ¿Qué información de la salud ocular se recoge y cómo se utiliza? La única manera de entender si un servicio está haciendo aquello para lo que se creó es recopilando y analizando los datos de las actividades y los resultados. Esto significa no solo cuántas cataratas se diagnosticaron y operaron, sino si los pacientes podían ver mejor después de la operación. Tener resultados de buena calidad es importante, pues no solo ayuda a justificar más fondos, sino que también da al servicio una buena reputación en la comunidad.

6. Prestación de servicios. ¿Qué políticas y procesos están en marcha para reducir el número de resultados adversos, por ejemplo, la infección postoperatoria? La mejora de la prestación de servicios podría implicar el seguimiento del lavado de manos o del proceso de esterilización del quirófano y el efecto que tiene un mejor control de las normas de bioseguridad en la tasa de infección postoperatoria. Estos son solo algunos ejemplos de cómo los elementos básicos del sistema pueden ser aplicados y utilizados para comprender las fortalezas y debilidades de un programa de cirugía de cataratas existente. Los elementos básicos también podrían utilizarse como marco para asegurar que se hayan considerado todos los aspectos de la planificación de un nuevo servicio de cataratas.

Desglosar los elementos de un sistema de salud ocular en estas seis áreas es una manera sencilla de clasificar los problemas y ayuda a generar una lista prioritaria de acciones para fortalecer el sistema. Es mediante el fortalecimiento del sistema de salud ocular que podemos construir programas sólidos y sostenibles. No obstante, es importante tener una perspectiva de todo el sistema y no tratar las áreas individuales por separado. Recuerde que este es un sistema complejo y dinámico en el que todo se interrelaciona2.

Referencias

1 Organización Mundial de la Salud (2013). Universal eye health: A global action plan 2014-2019 http://www.who.int/ blindness/AP2014_19_English.pdf

2 Mounier-Jack et al. Measuring the health system’s impact of disease control programmes: A critical reflection on the WHO building blocks framework. BMC Public Health 2014, 14:278